corner

Natalia La Fey

Sólo aquellos que posean “la visión feérica” podrán ver…

Read in English

The Rose Diaries

Book 1


Compra en
Amazon

“¿Creéis en los seres feéricos? Yo sí. He cobijado a uno en la palma de mi mano. Es curioso, pero la gente puede ir por la vida sin caer en cuenta de que existen otros mundos dentro del nuestro; pero, cuando estos se vuelven realidad, nuestra vida ya no volverá a ser la misma. Las hadas no son meramente las bellas criaturas aladas que admiramos en los libros ilustrados, se considera que todos los seres y criaturas mágicos forman parte del mundo feérico y que están por todas partes. Son extraños, complicados y misteriosos; pero debo advertiros: una vez que los hayáis visto, ellos también serán conscientes de vuestra existencia” - Rose Montgomery-Díaz

El día en que Rose rescató a una pequeña sirena, su vida cambió para siempre. No sólo descubrió que las hadas y las criaturas míticas realmente existen, sino que esa misma noche, sus padres desaparecieron. Bajo la custodia de su poco convencional abuelo, Rose es enviada a un internado. Cinco años más tarde, Rose regresa a la ciudad donde todo empezó, para recomenzar sus estudios en el instituto local. A los pocos días de su regreso, las hadas empiezan a aproximarse a Rose y, junto con sus nuevos amigos, Thomas Parish y Owen Finch, se lanza a la ventura de liberar a Kallan, el Rey feérico de la Corte Tenebrosa, y reparar el delicado tejido del mundo feérico. A medida que un misterio se aclara, otros secretos salen a la luz. Convencida de que existe algún vínculo entre la desaparición de sus padres y la revelación de este mundo mítico, Rose se obsesiona con ayudar a Kallan, esperando poder descubrir la verdad; pero esta alianza puede cambiarla de manera que nunca imaginó posible. Esta es una trilogía, cuyo primer volumen ya está disponible, anticipándose que el segundo libro verá la luz en 2017.

art

Simplemente “Yo”

  • ilustraciones
  • fragmento del cuento

Just Me Sample

Sometimes I want to be big!
And not just bigger than what I am you see,
I want to be bigger than an elephant, a rhinoceros, a house or a tree.
If I was as big as a building I could see far and wide, and cover huge dis-tances in just one stride.
That’s not big enough to satisfy that is for certain.
If I tried really hard, I could be as big as a mountain.
Oh yes! Wouldn’t it be grand, if I could catch the clouds when I held out my hands,
I would swim across the oceans in just a few strokes, and instead of rub-ber ducks I would play with real boats.
If I tried even harder I could be bigger by far, I could play with the moon, and even reach for the stars.
The whole universe could be my playground, the planets my play things, I would know where it ends and where it begins.
But sometimes, I want to be small, so small I would be that others would seem like giants to me.
Still I could think myself smaller than that, so small I could ride on the back of a cat.
The world I could explore would be so far and so wide, and I would never run out of places to hide.
Imagine the things that I could see, if I was so small I could ride on a bee.
A few berries would be like a grand royal feast, and all the insects be-come wondrous beasts.

picture

Alistair McSwish

  • ilustraciones
  • fragmento del cuento

Alistair Mac Swish was a very big fish, With as magnificent a tail as you could wish.
In fact, no larger or more spectacular fish was there in the whole pond But of Alistair, the other creatures weren't very fond.
You see, Alistair was very aware of his own splendor and presence,
And believed that his needs were of greater importance,
Than those of any creature he would meet
And if ever challenged they would hear him repeat
"I'm Alistair Mac Swish!
I'll do as I wish!
Because I'm a very, very big fish!!"
Then with a whip of his tail,
He flicked off the poor snail.
And so unrivaled and unchallenged by any other
Alistair ruled the pond without any bother
Until one day fate dealt him a terrible blow
When the banks of his pond began to overflow....

picture

Portafolio

  • video
  • ilustración
  • departamento de arte
<
picture
art

sobre mi

Nacida en Buenos Aires, Natalia La Fey se trasladó a Australia de pequeña y convirtiéndose en autora publicada a la tierna edad de seis años, contribuyendo, con una página entera de ilustraciones acerca de una tierra habitada por ranas, en el libro “Nuestro Mundo, por los Niños de Australia” en asociación con McPhee Gribble. Su natural talento como artista y escritora, la condujo a estudiar Bellas Artes, especializándose en el arte narrativo, incluyendo ilustración, animación y film. Al finalizar sus estudios, comenzó su carrera profesional en animación con un anuncio publicitario para cine (Doppleganger) y trabajó con directores y animadores legendarios tales como Nick Donkin (The Junky’s Christmas), Mike Johnson (La Novia Cadáver) y Paul Berry (Pesadilla de Nochebuena). Su afición por crear personajes e historias continuó, y comenzó a escribir libretos. A continuación, produjo su primer libro ilustrado, Simplemente Yo. Tres títulos más le siguieron y. mientras residía en Asia, escribió el primer libro de la serie Los Diarios de Rose. A continuación, Natalia se trasladó a Londres, ejerciendo como ilustradora autónoma. Fue allí donde su trabajo llamó la atención de los agentes literarios. Su deseo por retornar a los fundamentos artísticos, así como perfeccionar y refinar su talento como ilustradora y escritora, la impulsaron a cursar un programa de posgrado en el San Francisco Art Institute, especializándose en pintura y artes cinematográficas. Actualmente, Natalia reside en Portland y trabaja como ilustradora para IXL Learning, especialistas en programas destinados a la educación infantil.

picture

Contacto

Dirección:Portland, OR
E-Mail:natalia@natalialafey.com
"Menu"